- COME Y AMA, LO DEMÁS YA VENDRÁ -
LEYENDO

8 vinaterías (modernas) para beber, comer y amar en Mad...

8 vinaterías (modernas) para beber, comer y amar en Madrid

¡Ay, vino, vino! La bebida patria por antonomasia, el ‘caldo’ (¡qué palabro!) del Señor, el elixir de los poetas. Tinto, blanco o rosado (sí, existe), lo mismo da. Algo tiene este liquido que se está convirtiendo en la bebida millennial de culto (con permiso del vermut): será ese carácter entre viejuno y molón; será ese despiporre elegante que te consume después de un par de copas; será ese golpe de nariz inigualable. El caso es que nos gusta el vino y nos gustan las vinaterías (modernas). Y como Madrid está a la última y no se pierde una, hoy te traemos 8 (nuevas, o casi) vinaterías modernas para beber (y amar, of course) in town: vinos naturales (súper tendencia); vinos castizos hechos en nuestro Madrid del alma… y mucho más. ¡Copa en mano, ¡que nos vamos!

1. WILDA: VINOS FELINOS A LA CONQUISTA DE MADRID – (ACTUALIZACIÓN ABRIL 2018: CERRADO)

¿Puede ser un vino ‘felino’? Sí. Y si no que se lo pregunten a Sonia Bueno (sumiller y alma detrás de Wilda) que con Wilda ha creado un pequeño hábitat en el que los “vinos vivos” (a los que ella llama ‘felinos’) son los protagonistas. Situada en la calle León (barrio de Las Letras), en el encantador y mágico local que antes ocupaba La Piola, Wilda te va a enamorar con su extensísima propuesta de más de un centenar de vinos procedentes de pequeños cultivos respetuosos con el entorno (libres de químicos y “cosas raras”) y elaborados artesanalmente en bodega. Los ‘vinos felinos’ de Wilda “no tienen trucos, pero son mágicos”, le gusta decir a Sonia, que elige siempre sus vinos poniendo el alma por delante de etiquetas y denominaciones de origen: “creemos en la naturalidad como medio para hacer mejores vinos, pero no como fin en sí mismo”, dice ella.  Desde Cebreros o Jura, pasando por Jerez, Navarra, Loire, Montilla, Toledo o Piamonte, son muchos los paisajes que te vas a beber (literalmente) en Wilda. Haz caso a las sugerencias de Sonia y échale garras, que a Wilda se viene a descubrir y jugar. ¡Ah! Y si pica el gusanillo, también vas a poder llevarte a la boca una selección de cuidados platillos y chacinas castizas con un twist moderno como los famosos callos a la madrileña de Iván Cerdeño (1 estrella Michelin), sus mejillones en escabeche cítrico casero y los boquerones aliñados, su ensalada de arenque con pepino, yogur, algas y manzana o su terrina de foie gras casera.

 

Propaganda 12 - Madrid - Mejores vinaterías Madrid

2. PROPAGANDA 12: LA ITALIA MÁS PURA REVOLUCIONA CHUECA

Nuestro más reciente descubrimiento se llama Propaganda 12, y es total. Una vinatería italiana en pleno centro de Chueca que ha llegado para hacer “propaganda” (así, literalmente) de los vinos italianos en territorio espagnolo. En Propaganda 12 vas a encontrar más de 250 referencias de vino y champagne, pero también de Francia, Alemania y algún que otro vino español que pasaba por allí 😉 Y si el cuerpo no está para jaranas o quiere variedad y prefieres ir a copitas vas a poder elegir entre unas  20 referencias por copas. Y aunque nos gusta el vino, aquí se también se viene a comer (y amar, claro). Así que no podíamos proponerte un plan así sin comida de por medio. Ellos te ofrecen una carta sencilla pero muy cuidada, donde podrás probar tapas, raciones y medias raciones de inspiración italiana e internacional, ¡y todo la mar de bueno! Sus embutidos, su pasta… y hasta su ceviche. Los domingos hacen champagne brunch, su menú del día mola, y sus catas que organizan en grupo prometen. Si quieres conocerles un poco mejor, aquí te lo contamos todo, como siempre, con “copas y señales”.

C/ Libertad 12 (Metro Chueca)

 

Gran Clavel - Vinatería - Madrid - Mejores vinaterías Madrid

3. GRAN CLAVEL: TABERNA CASTIZA EN MODO ‘MODERNETE’ ON

En el Hotel de Las Letras (donde antes estaba Al Trapo) ahora vas a encontrar al castizo y fino Gran Clavel. Este concepto triple que nos trae de cabeza (en el buen sentido) incluye, además de un restaurante viejuno de los que molan y una vermutería, una vinatería fetén. En la vinatería de Gran Clavel vas a encontrar una carta de tapeo fina y castiza con vuelta de tuerca moderna y cachonda: ensaladilla rusa con lascas de pulpo, bravas con salsa de chipotle, calamares rebozados con alioli de lima o -atención, que esto es muy heavysu ramen de cocido. Entre tanta modernez-viejuna también hay hueco para clásicos como la cazuela de mejillones o sus  macarrones al horno con chorizo (¡ñam!). ¿Para mojar la comilona? Los protas de su local: más de 70 referencias de vinos (sobre todo de Madrid y La Mancha) junto al cava y el champagne, todos muy bien elegidos entre clásicos y pequeños productores (como nos gustan a los modernos). ¡Ah! También ofrecen menú del día con guiso, queso y vino.

C/ Gran Vía 11 (Metros Sevilla y Gran Vía)

 

4. VINOS DELIBERADOS: ”VINOS VIVOS” QUE DISPARAN AL CORAZÓN

Que el Mercado de Vallehermoso es nuestro mercado favorito de Madrid no es ningún secreto. Pero, ¿cómo no iba a serlo? Cada puesto que abre es aún más acertado que el anterior, y en Vinos Deliberados tenemos la prueba irrefutable. Un rincón de su nueva Galería de Productores esconde este pequeño puestecito del que están detrás 7 bodegas súper especiales que defienden a capa y espada el consumo de vinos naturales. Y como la unión hace la fuerza… los tenemos de todas partes de España, ya que proceden de Valencia, Toledo , Alicante, Rivadabia, Gredos y La Palma del Condado. Ellos mismos los producen y los comercializan apostando por la belleza imperfecta de los vinos reales, sin filtros. Los vinos de verdad. Y del acompañamiento no nos olvidamos, amigo, simplemente lo obviamos. Estás en uno de los mercados en los que mejor se come de la capital 😉

C/ Vallehermoso 36 (Metros Canal y Quevedo)

 

Angelita Vinatería

5. ANGELITA: HERENCIA FAMILIAR QUE LATE EN EL CORAZÓN DE CHUECA

De paseo por Chueca nos cruzamos con unos grandes ventanales que nos dejaron con la boca abierta (lista para lo que vendría después). Angelita es un diáfano y elegante salón bistró donde se come bien y se bebe mejor. David y Mario son los Villalón, los hermanos que han traído a esta casa de comidas y wine bar una materia prima brutal desde Zamora -de donde era su familia- basada en la honestidad de todos sus productos. Por eso su carta es pequeña y sencilla, porque no le hace falta nada más. En ella encontrarás sus pollos de corral, su tabla de quesos, su vaca vieja con el lomo a la parrilla y otros platos para chuparte los dedos. ¿Y para acompañar? Estos chicos tienen total debilidad por los vinos auténticos, naturales, de pequeños productores y cuanto menos intervenidos, mejor. Podrás elegir entre más de 500 referencias y más de 50 opciones por copa y media copa. Y no solo destacan etiquetas nacionales, sino que también dan visibilidad a vinos de otras regiones. Ah, y si te esperan una tarde o larga noche, no olvides ojear sus cócteles. Prepárate para el banquete, y acuérdate de reservar antes, que esta no es una vinatería de las de “me dejo caer y me hago hueco donde cuadre”. Aquí el plan es más formal, para bien o para mal.

C/ Reina 4 (Metro Gran Vía)

 

6. LA FISNA: LA NIÑA CASTIZA DE LAVAPIÉS

Que levante la mano al que no le guste remolonear al sol en Lavapiés con una buena copa de vino en la mano. Pues este plan es perfecto para eso: La Fisna es una taberna castiza que no solo es un paraíso para el amante del vino, sino un auténtico placer para los disfrutones del buen comer como nosotros. Aquí no solo puedes comprar botellas y hacer catas, sino pasarte un mañaneo de aúpa probando sus vinos (por copas tienen una selección de sesenta) que se van actualizando y sirven a una temperatura perfecta. Son muy de ediciones limitadas y pequeños productores a buenos precios, así que es un must en este barrio. Y para acompañar encontrarás una selección de tapas y platos (que están muy bien de cantidad) que maridan como anillo al dedo con sus vinos. Una carta pequeña pero más que suficiente, en la que podrás probar mejillones, pollo en escabeche, callos, ensaladilla, carrilleras al vino tinto o sus riquísimas tablas de quesos.

C/Amparo 91 (Metro Lavapiés)

Mercado San Fernando.Madrid
Foto: @anamariamarrero

7. BENDITO, VINOS Y VINILOS: VINOS QUE CUENTAN HISTORIAS

En el puesto número 4 del Mercado de San Fernando se estila buenrrollismo por un tubo, y todo es culpa de Bendito, vinos y vinilos. Un pequeño y sencillo rincón dedicado a los vinos naturales de autor, perfectos para catadores intrépidos. Y es que aquí olvídate de beber las marcas de siempre. Para que un vino les seduzca pasa un exámen más que exigente: debe ser lo más natural posible, comprometidos con la calidad, la honestidad y la sostenibilidad (o, todo sea dicho) debe engatusarles por su historia, como son el de La Mal Querida o El Gran Cerdo. ¿Lo bueno? Tanta importancia le dan al brebaje como al acompañamiento: quesos artesanos de todas las denominaciones de España de productores pequeños y embutidos castellanos como cecina, jamón y embutidos de Salamanca. En definitiva, el sitio ideal para dejarse uno de ser un finolis y aprender de vino de verdad, comprando y llevándotelos a casa o degustándolos ahí mismo. Y no nos olvidemos de la música, ya que eligen los vinilos cada semana siguiendo los mismos criterios con los que eligen el vino 🙂

Puesto nº4 Mercado de San Fernando.

C/ Embajadores 41

 

Wineattack.es

Wineattack.es

8. WINE ATTACK: EL VINO INDIE ESTÁ EN CONDE DUQUE

Wine Attack ha llegado a Conde Duque para romper con lo establecido, apostando por los vinos artesanales y dejando a un lado las clásicas fórmulas de laboratorio. Por eso aquí vas a encontrar vinos naturales, ecológicos y biodinámicos. Y todos son especiales, porque para ellos no hay mejor vino en España que en otras partes del mundo, por eso son poseedores de una biblioteca más que curiosa. Y aunque se trata de una tienda, tiene truco. Y es que les gusta mucho cocinar y proponer tapas muy originales para compañar su vino ‘limpio’. Por eso puedes ir a cenar, pero ojo: solo viernes y sábados (reserva imprescindible). Ellos te ofrecen desde una cocina bistrot, hasta la organización de eventos, catas privadas o caterings con aperitivos y sus vinos alternativos. La premisa es  que siempre se rigen por una cocina estacional, de proveedores locales que apoyan por encima de todo la comida casera y los productos bien frescos. ¿Se puede pedir más? ¡No!

C/ Limón 30 (Metros Ventura Rodríguez, San Bernardo y Noviciado)

 

Y con esto y una copita de vino (o las que caigan) nos despedimos hasta la próxima,

Con cariño,

Bea y el resto de la familia eat&love

 

 

Beatriz Jarauta

Redactora creativa y heavy eater.
Una vez Brandon Boyd me contestó a un tuit.
Manu Chao me pidió un boli.


TE VA A ENCANTAR...

  1. Gonzalo

    8 febrero

    Interesante guía Beatriz, muchas de ellas las visito con frecuencia, aunque me llama la atención que no hayas añadido a The One Wine en esa lista. Tiene poco recorrido, apenas un año, pero siendo asiduo del mismo noto que cada vez es mas boyante, y no es para menos. Tiene un rcp de escándalo, con referencias de todo el mundo, y además un trato muy amable y profesional.
    Si lo visitais, estar dispuestos a probar vinos diferentes, allí apuestan por vinos de pequeños productores, desconocidos para la gran mayoría pero con una gran calidad, ejemplo de ello son los Rodrigez de Vera.. (Se me están poniendo los dientes largos de solo escribirlo, asi que no digo mas..)
    Espero que os acerqueis un día a probarlo; y que seguro que sera así, lo incluyais pronto en una de vuestras guías para darlo a conocer.
    A mi gusto es un must para tomarse un vino en Madrid.
    Saludos!

    • Equipo eat&love
      Equipo eat&love

      9 febrero

      Muchísimas gracias, Gonzalo! El radar nos fallo ahí, no teníamos fichado The One Wine, pero ahora que tú lo has recomendado veremos cuándo podemos sacar un huequito para hacerles una visita. Mil gracias por comentar para que todos los eat&lovers conozcan también esta vinatería.

      Un abrazo!!!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Al usar este formulario nos autorizas a que almacenemos tus datos.

INSTAGRAM
eat&love en Instagram