- COME Y AMA, LO DEMÁS YA VENDRÁ -

Fismuler: vuelta al sabor

FISMULER

COCINA

DE MERCADO / NATURAL

PRECIO POR PERSONA

35-40 € (con vino y postre)

♥︎ ♥︎  ♥︎

Existen lugares con un je ne sais quoi, que enamora. Lugares mágicos en los que el tiempo hace carambolas y los sabores de ayer vuelven a mostrarse más sencillos y puros que nunca. Lugares, qué caramba, que disparan a la morriña y conquistan el corazón: lugares como lo nuevo de Nino Redruello. Hoy te contamos con ‘platos y señales’ lo nuevo del chef de La Gabinoteca. Se llama Fismuler y, palabra de eat & love, no te va a dejar indiferente: aquí encontrarás una vuelta a lo natural al estilo de la nueva cocina escandinava que pone en valor lo mejor de nuestra tierra. Prepárense a salivar, que esto promete. ¿Vamos?

 

Fismuler Madrid

Foto: Fismuler

Fismuler es el nuevo proyecto de Nino Redruello, uno de los chefs y empresarios más todoterreno de Madrid. Y es que a Nino la pasión le corre por las venas, literalmente (su abuelo, Santiago Redruello, fundó en 1930, La Ancha). En Madrid él y su colega el cocinero Patxi Zumárraga ya nos han sorprendido con el tapeo con chispa de La Gabinoteca, Las Tortillas de Gabino o el sofisticado Tatel -uno de los hits del año pasado-. Ahora, este dúo dinámico de la cocina madrileña da un paso más y nos trae Fismuler, un espectacular local de aires nórdicos e industriales, a un paso de Alonso Martínez, de esos que llaman la atención (en plan “GUAU”) nada más pasar a su lado por su original decoración, con grandes mesas de madera comunales, paredes de ladrillo visto y una iluminación íntima y acogedora.

 

Fismuler Madrid

Foto: Fismuler

Aquí, lejos de ofrecer platos de moda repetidos hasta la saciedad, Nino y Patxi dan rienda suelta a su creatividad partiendo de un producto excepcional (en muchas ocasiones ecológico y de kilómetro 0) y apostando por acertadas (y sanas) combinaciones de verduras variadas y proteína muy propias de las nuevas tendencias de la cocina escandinava. Que no te engañe la sencilla puesta en escena de sus platos: aquí hay técnica por un tubo y, lo más importante, sabor, sabor y más sabor para deleitar a tus papilas gustativas. 

La carta, bastante breve, cambia constantemente (de hecho, viene siempre con fecha, un detalle que nos ha parecido muy bueno), para adaptarse al producto de temporada. Se basa en platos para compartir y, aunque hay muchos que funcionan como segundos, se pueden pedir medias raciones para poder picotear más opciones. Entre sus platos, algún que otro must de esos que no se apean de la carta, como sus garbanzos con ternera y cigalitas o el paté de campaña y, muchos, muchos platos con buenas carnes y pescados del día y verdurita de la buena. En el apartado del bebercio, cuentan con una lista de 20 vinos, carta de jarras (de sangría, rebujito, limonada…) y macerados propios (9 € copa) que merecen mucho la pena para acabar la noche con un brindis por todo lo alto.

Si te animas a pasar, hazlo por la noche. El ambiente es mágico y, los fines de semana, suelen tener música en directo.

Te contamos, como siempre, nuestra experiencia ‘con platos y señales’

– FISMULER, PLATO A PLATO –

 

Tortilla restaurante Fismuler Madrid

Tortilla de ortiguillas

¿Creías que una tortilla francesa no podía sorprenderte? Te equivocabas. Una forma diferente y única de tomar ortiguillas: cada bocado de esta tortilla es un jugoso punch de sabor a mar. La tortilla, hecha al momento, por supuesto, incorpora ortiguillas rebozadas, piparras, espuma de yema y espirulina espolvoreada.

 

Celeri pichón y cangrejos en restaurante Fismuler Madrid

Celeri como pasta, pichón y cangrejo de río

Uno de los platos más sorprendentes de la noche, un mar y montaña en el que se combinan tiras de  apio nabo, guiso de pichón, cola de cangrejos de río con salsa americana. El frescor de la verdura con la jugosidad del guiso y el cangrejo crean un plato deliciosamente redondo.

 

Garbanzos con ternera y cigalitas en restaurante Fismuler Madrid

Garbanzo salteado, ternera y cigalitas

Se está convirtiendo en uno de los hits del Fismuler, y con razón. Combina sabores marinos con un contundente guiso de ternera, junto a una base de sabrosos garbanzos salteados. Ahora que hace fresquito, una cucharada de este plato te hará besar el cielo. 

 

Pato barberie en restaurante Fismuler Madrid

Pato Barberie, crema de maíz a la brasa y cebolleta

El magret de pato barberie (una especie de pato muy valorada por su carne firme y con poca grasa) está increíble y su acompañamiento es igualmente glorioso: la crema de maíz a la brasa y las cebolletas están de mojar y no parar.

 

cordero de costa en restaurante Fismuler Madrid

Cordero de costa, remolacha y yogur

Un tierno cordero pre-salé, es decir, que pasta en prados que cubre el mar durante algunas horas y así va adquiriendo un gusto salado en su carne, preparado en distintos cortes, y servido acompañado de chips de remolacha y una viciosa salsilla de yogur. Fue uno de los platos más aplaudidos de nuestra cena.

 

lubina confitada en restaurante Fismuler Madrid

Lubina confitada con hinojo

Lomos de lubina confitados y servidos con la propia emulsión de la lubina, hinojo encurtido y brotes varios. Un plato rico, aunque el sabor y textura de la lubina quedaba un poco más enmascarado por los acompañamientos.

 

Postres restaurante Fismuler Madrid

Postres: ceviche de mango, cantaloup, helado de coco y leche /  Torrija con helado de leche de cabra / Tarta de queso / Soufflé de chocolate

Los postres no se quedan atrás en Fismuler: todos están de vicio. El ceviche de mango es una de las opciones más digestivas, frutal y fresco, para  limpiar el paladar. Lleva mango, melón cantaloup, un riquísimo helado de coco, cítricos y hierbas con un toque crujiente. La torrija de brioche (uno de los favoritos de Fabio) está en la línea de las estupendas torrijas caseras que encontramos últimamente en muchos restaurantes madrileños, aunque le damos 2 puntos extra por su el delicioso e intenso helado de leche de cabra que la acompañaba. La tarta de queso generó una buena pelea de cucharillas en nuestra mesa: juega con varias texturas y es cremosa, contundente y deliciosa, con sabor a “postre de la abuela de los de toda la vida”. ¡De las mejores que hemos probado nunca, y ya es decir!

Y, con esto, y un bizcocho, ¡nos despedimos hasta la próxima!

Con mucho cariño,

Susana & Fabio

LET’S GO, BABY!

DIRECCIÓN

C/ Sagasta 29 (Metro Alonso Martínez) – Ver en Google

RESERVAS

Tlf. 918 27 75 81
(haz clic para llamar)

Susana & Fabio
Somos Susana y Fabio, foodies empedernidos, viajeros y diseñadores de experiencias gastro (eat & love studio). Te recomendamos los mejores locales de Madrid. ¿Te apuntas a comer y amar con nosotros?

TE VA A GUSTAR...

  1. Ramón

    11 diciembre

    Despues de leer vuestro artículo, no tuvimos más remedio que reservar en fismuler y tengo que reconocer que cumplió sobradamente las expectativas. Como aspectos negativos, la dificultad para reservar, en nuestro caso hubo de ser con un mes de antelación (no reservan con más tiempo) y el consabido problema de los dos turnos, a las 9 o a las 11, al menos en el fin de semana. El resto, todo magnífico, la decoración original, las paredes de ladrillo visto, las instalaciones vistas pero se creaba un ambiente muy cálido. Y la cocina, a la altura de lo esperado viniendo de donde vienen. Los famosos garbanzos con ternera y cigalitas, se merecen el oscar si lo hubiera. Sitio muy, muy recomendable. Susana, Fabio, gracias una vez más por vuestros consejos.

    • Equipo Eat & Love
      Equipo Eat & Love

      15 diciembre

      Muchas gracias por tu comentario Ramón, encantados de haberte ayudado y de que hayas disfrutado! 🙂

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

INSTAGRAM
eat&love en Instagram
177 Compartir
Twittear
Compartir174
+13
Compartir